sábado, 20 de julio de 2013

Cuenta la leyenda una historia que fue pasando de boca a boca, como se contaban las cosas antaño. Padres que lo narraban a sus hijos al calor de la lumbre, éstos a su vez a los nietos de sus padres. Según se iba transmitiendo lo que fue un simple hecho se fue transformando con los adornos y florituras que iban añadiendo por cosecha propia cada narrador. Con el transcurso de los años no quedaba totalmente claro el origen de la historia, si fue aquí o si fue allá, si pasó un lunes o pasó un jueves, si era en pleno invierno o en meses más estivales. Lo que tenían claro es que sucedió en un pueblo, solo en los pueblos nacen las leyendas y solo en los pueblos hay lumbre para dar calor a la imaginación de quienes escuchaban. Cierta vez alguien oyó comentar que un profesor de una universidad, de no se sabía bien que ciudad, iba a recopilar todos los datos para escribirla.  Qué iba a pedir el censo de los habitantes del pueblo donde se cree que nació la leyenda, cosa no del todo clara, pero se mantenía el rumor como reclamo turístico, para entrevistarlos a todos. Naturalmente, todo el mundo quiso poner su granito de arena y cada cual narró lo que recordaba y lo que no lo rellenaban a su libre albedrío. Algunos decía una cosa y otros todo lo contrario, mezclaban fechas y acontecimientos. Los más viejos querían llevar la razón con la excusa que al ser más mayores tenían los datos más fiables, los más jóvenes no lo veían así y se enzarzaban en discusiones sin fin.  Al final, obviamente, no llegaban a consenso alguno y zanjaban la cuestión echando partidas de dominó o los más joviales salían a la plaza frente al bar a jugar a la petanca.  Sobra decir que el profesor se fue del pueblo sin lograr su objetivo y con el convencimiento que la tal leyenda lo mismo ni siquiera existió. Eso sí, iba a recomendar el pueblo por su buen vino y jamón que tan obsequiosos le ofrecieron los hospitalarios parroquianos.

Bueno, y ahora me preguntaréis por la leyenda, pues en cuanto me coma  el jamón entre tragos de este exquisito vino os contaré lo que se….

No hay comentarios:

Publicar un comentario